Dipart

NOTICIAS

LAS ITV CONTROLARÁN LA ELECTRÓNICA Y LAS EMISIONES DE LOS COCHES

LAS ITV CONTROLARÁN LA ELECTRÓNICA Y LAS EMISIONES DE LOS COCHES

A partir de mayo de 2018 todas las ITV de España incrementarán sus pruebas de inspección con nuevos métodos de control de emisiones y electrónica del coche.

Dentro de un año, en mayo de 2017, se publicará la normativa que compromete a todos los estados miembros a incluir en sus centros de ITV nuevos métodos de control de los diferentes elementos electrónicos del coche, incluido el control de emisiones OBD (On Board Diagnostic – Diagnóstico a bordo), con el fin de disminuir los niveles de emisiones producidos por los vehículos a motor. Un año después, en mayo de 2018, todos los centros de ITV de Europa deberán haber comenzado a aplicar ya la nueva normativa.

Así, desde mayo de 2018, ya se incluirán en los métodos de inspección de las ITV de España una serie de comprobaciones de los elementos electrónicos del coche (ABS, Airbag, ESP…). De momento no están definidos la totalidad de componentes electrónicos que se supervisarán, porque actualmente la normativa se encuentra en fase de elaboración. Ésta quedará definida en mayo de 2017 y durante el siguiente año, hasta mayo de 2018, todas las ITV deberán acomodar sus centros con los equipos necesarios y formar al personal.

Las ITV podrán acceder a las centralitas de los coches para de esta forma poder controlar y verificar de manera precisa cualquier fallo del vehículo y catalogarlo, una vez revisado, de defecto leve o grave, como actualmente se está haciendo con el resto de los elementos que se revisan del coche a su paso por la inspección técnica obligatoria.

“Nuestra preocupación es garantizar la seguridad de que lo que llevas en el vehículo es fiable”, nos comenta Luis Rivas, secretario general de AECA-ITV, la patronal de las estaciones de inspección técnica de vehículos en España. “Comprobaremos que los vehículos cumplen con lo establecido en la normativa sobre control de emisiones, frenado…”.

Habrá que comprobar si con los nuevos requisitos de control hubiese bastado para evitar fraudes como el escándalo Volkswagen de las emisiones -o Dieselgate-. La verdad será difícil evitar que se engañe si realmente un fabricante quiere hacerlo. Los fabricantes en este caso han engañado a los centros de homologación y no a las ITV. Si la centralita sigue siendo inteligente, seguirá emitiendo poco y dará unas cifras distintas a la realidad también en los centros de ITV. Las marcas engañaron al software legal y una de las cuestiones que la ITV buscará con la nueva normativa es que esos resquicios legales de los que algunos se aprovechan no sean tan asequibles. La ITV debe ser rápida, eficiente y barata y no un laboratorio. Con la nueva normativa sobre control de la electrónica en las ITV se cambiarán mentalidades y engaños. Más que evitar el mal, lo importante es quitar las ganas de hacerlo.

Las comprobaciones de OBD serán complementarias a las pruebas tradicionales que se realizan en las ITV. El procedimiento para verificación de las emisiones de gases de escape será como hasta ahora, pero se añadirá la inspección a la centralita del vehículo.

Volver
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas
  • Marcas